Amigo de Homosexuales y Lesbianas

Amigo de Homosexuales y Lesbianas

Vino el Hijo del Hombre, que come y bebe, y decís: Este es un hombre comilón y  bebedor de vino, amigo de publicanos y de pecadores. Lucas 7:34

El boxeador Mike Tyson enfrentó a Larry Holmes en un combate por el peso completo. 

Mike era un boxeador fornido y joven en comparación con Holmes, quien estaba en el retiro.    El combate estaba pautado para doce asaltos.    Como era de esperarse, Tyson dominó toda la pelea hasta el asalto número siete donde noqueó a Holmes.    Esto trajo una lluvia de críticas contra Mike Tyson donde lo llamaban abusador, inmisericorde, etc.    Cuando lo entrevistaron luego del combate la prensa le preguntó con relación a todos esos comentarios, su respuesta fue: Si permito que la pelea llegara a los doce asaltos dirían que no pude con un hombre acabado; pero porque acabé la pelea en siete asaltos me llaman abusador, no hay forma de complacer a los fanáticos.

 Por más que tratemos de complacer a todos es imposible lograrlo.    En el versículo de Lucas 7:33 encontramos a Jesús diciendo las siguientes palabras: Porque vino Juan el Bautista, que ni comía pan ni bebía vino, y decís: Demonio tiene.   El hombre solo necesita un poco para dar su opinión, aun cuando esta sea errada.     Criticaron a Juan el bautista porque ni comía ni bebía, pero también criticaron a Jesús porque comía y bebía.  

I)                   No juzguemos si no sabemos

     Una de las áreas donde nosotros cometemos la mayor parte de los pecados es cuando juzgamos sin saber, sin tener un cuadro completo de lo que ocurre.  Los siguientes dos   ejemplos muestran en forma práctica lo que estoy hablando.

 1.  Un hombre de unos cuarenta y cinco años va en su carro con dos jovencitas adolescentes de unos quince o dieciséis años.    Se detienen al frente de una tienda y ellas se bajan para ir a comprar algo.    Jovencitas al fin, están vistiendo con ropa juvenil.   El hombre del carro llama a una de las muchachas, ella se aproxima a la ventana del auto y se asoma por la ventana con un de sus pis levantados.    El hombre saca un dinero en efectivo y se lo está entregando a la jovencita cuando de pronto aparece un carro patrulla a la parte de atrás alumbrando la “transacción”.    Parecía ser un hombre pagando por servicios sexuales, pero en realidad era el padre dándole dinero a la hija.

 2.  Dos doctores están viendo a una paciente en su habitación quien aparentemente está dormida.   Una mosca está volando alrededor molestando.   Uno de ellos toma el instrumento de dar electricidad para revivir a los muertos y con el instrumento electrocuta a la mosca quien cae sobre el pecho de la paciente.    La hija de la mujer con la nieta vienen entrado para ver a la mamá y habuela.    En esos mismos momentos el doctor que electrocutó a la mosca se inclina a mirar la mosca de cerca y le dice al otro doctor: “eso la mató”.   La mamá y la nieta pensaban que estaba hablando de la paciente.

     De esta forma podemos ver que muchas veces lo que parece ser no es.    Esto nos dice que no debemos hacer juicio rápido de las cosas porque por lo general no es lo que aparenta ser.    Es por eso que la Biblia nos exhorta a tener dos testigos cuando un problema no se puede resolver.   Pasemos a nuestro siguiente punto. 

II)                 Amigo de publicanos y pecadores

    La Biblia nos dice claramente para qué Dios envió a Jesús al mundo: 17Porque no envió Dios a su Hijo al mundo para condenar al mundo, sino para que el mundo sea salvo por él (Jn.3:17).    Siguiendo en esta línea de pensamiento Jesús dijo: 17...Los sanos no tienen necesidad de médico, sino los enfermos. No he venido a llamar a justos, sino a pecadores.

   La misión de Jesús es salvar a la humanidad entera.    Entendemos que no todos podrán alcanzar esa salvación, no porque la provisión dada por Dios no sea suficiente, sino porque muchos no querrán reconocer a Cristo como el único camino al Padre.    En el pasaje que tenemos como tema vemos a Jesús compartiendo con publicanos y pecadores.    Estas dos palabras son sinónimas para pecadores.     Es por eso que los fariseos y saduceos lo criticaban tanto.    Sin embargo, estas críticas no impidieron que Jesús continuara con ellos, después de todo él les dijo: 31... De cierto os digo, que los publicanos y las rameras van delante de vosotros al reino de Dios. 32Porque vino a vosotros Juan en camino de justicia, y no le creísteis; pero los publicanos y las rameras le creyeron; y vosotros, viendo esto, no os arrepentisteis después para creerle (Mt.21:31-32).

    Jesús tiene un especial amor por aquellos que reconocen su condición pecaminosa y reconocen que necesitan de un Salvador.     El murió por toda la humanidad, los que se creen sanos y los que reconocen su necesidad de sanidad.  Para todos murió, pero los que reciben el beneficio son aquellos que pueden ver su condición pecaminosa.  Hay muchos pecadores empedernidos que se creen sanos, y les digo, aun cuando Cristo murió por ellos también, si no se arrepienten perecerán en su pecado.    Jesús vino para los publicanos y pecadores.   Estos aparentemente justos son publicanos y pecadores también.   El problema es que ellos no lo saben y esto los pone en una posición más crítica.   Veamos nuestro tercer punto. 

III)              Amigo de homosexuales y lesbianas

     Dejemos algo claro.   Toda la humanidad tiene el sello puesto de publicanos y pecadores.    La Biblia dice: No hay justo, ni aun uno; también dice: por cuanto todos pecaron, y están destituidos de la gloria de Dios (Ro.3:10, 23).    Podemos ver claramente que ningún hombre o mujer queda fuera de estos dos pasajes.    Todos, sin exceptuar ninguno, vienen a este mundo estando separado de Dios.   Es solo por medio de Jesús que podemos llegar a Dios (Hch.4:12; Jn.14:6; Jn.1:12).

    Teniendo claro que todos somos pecadores y que todos, si no nos arrepentimos, vamos a ir al infierno, ahora entremos en el tópico de “Amigo de homosexuales y lesbianas.     Este es un tema muy delicado, especialmente en estos tiempos.     Espero poder desarrollarlo en forma clara para que no quede duda de que Jesús ama grandemente a la humanidad completa en la cual los homosexuales y a las lesbianas están incluidos y llama a la iglesia a amarlos también.

    La primera referencia que tenemos de homosexualidad en la Biblia la encontramos en Génesis 18 donde Dios decide destruir a Sodoma y Gomorra.   Permítanme poner un extracto del comentario del Diccionario Bíblico Arqueológico.

SODOMA Y GOMORRA. Ningún rastro de Sodoma y Gomorra ha sido hallado; pero se cree que el sitio está en el área ahora sumergida bajo las aguas del mar Muerto, al sur de la península el-Lisan (“la lengua”). Esta área era indudablemente conocida como el valle de Sidim, originalmente una fértil llanura irrigada por 5 arroyos, los que ahora fluyen desde el oriente y el sureste hasta esta parte del mar Muerto. Esto está implicado en la explicación, “el valle de Sidim, que es el mar Salado” (Gn. 14:3).

A lo largo del extremo sur del lado occidental del mar Muerto está el monte conocido como Jebel Usdum (“monte de Sodoma”) de 213 metros de altura, constituido mayormente por una masa de sal cristalina de aproximadamente 8 kilómetros de largo. Su nombre refleja la tradición de que Sodoma estaba ubicada en esta área.

   Veamos la causa por la cual Dios decide destruir a Sodoma y a Gomorra.  ...Por cuanto el clamor contra Sodoma y Gomorra se aumenta más y más, y el pecado de ellos se ha agravado en extremo (Gén.18:20).   Dos cosas nos muestran lo que llevó a Dios a tomar la acción que tomó.   1.  Había un clamor elevado a Dios el cual se amentaba más y más.   Este clamor puede que haya sido el de Lot el sobrino de Abraham.   Recordemos que Pedro nos dice de Lot: 7y libró al justo Lot, abrumado por la nefanda conducta de los malvados 8(porque este justo, que moraba entre ellos, afligía cada día su alma justa, viendo y oyendo los hechos inicuos de ellos), 2 Ped.2:7-8.   Pedro llamó a los habitantes de Sodoma y Gomorra malvados porque su conducta era nefanda.    (Nefanda = Indigno, torpe, de que no se puede hablar sin repugnancia u horror.)  Esa era la condición de ellos y Lot día tras día afligía su alma.     Lot oyó y presenció los hechos inicuos de estas personas.  

   Sin embargo, en este pasaje no se nos dice cual era el pecado, solo que era grande y que había ido en aumento.    En Gén.18:23-32 encontramos a Abraham intercediendo por Sodoma y Gomorra.    No sabemos si su intersección era por amor a todos los habitantes de allí o porque él sabía que su sobrino, esposa e hijas vivían allí.   Lo cierto es que podemos ver que Dios no está en el negocio de condenar, sino de salvar.   El hombre es el que decide qué lado quiere de Dios, el de amor o el de fuego consumidor.

    Acto seguido la Biblia nos presenta a los dos ángeles en Sodoma.   Estos ángeles no tenían alas, sino que eran semejantes a los hombres.    Al llegar a la ciudad Lot los obliga a quedarse en la casa de él.    Recordemos que Lot había oído y visto el comportamiento de estos hombres.    Veamos lo que acontece cuando cae la noche y los ángeles ya están dentro de la casa de Lot.   4Pero antes que se acostasen, rodearon la casa los hombres de la ciudad, los varones de Sodoma, todo el pueblo junto, desde el más joven hasta el más viejo (Gén.19:4). Notemos que quienes rodearon la ciudad fueron los hombres, los varones de Sodoma, desde el más joven hasta el más viejo.    ¿Podemos empezar a ver como se había propagado la maldad, al punto que tocaba a todos los hombres?    Recordemos que el que calla otorga.    A lo mejor no todos estaban en la misma condición, pero todos dieron su aprobación al estar presente.  

    Luego llamaron a la puerta y dijeron: 5...¿Dónde están los varones que vinieron a ti esta noche? Sácalos, para que los conozcamos.    Es aquí donde tenemos que leer finito o entre líneas.    El termino conocer en muchos casos se usa en la Biblia para indicar relaciones sexuales.   Miremos Gén.4: 1Conoció Adán a su mujer Eva, la cual concibió y dio a luz a Caín,...  Gén.4: 17Y conoció Caín a su mujer, la cual concibió y dio a luz a Enoc...   Gén.4: 25Y conoció de nuevo Adán a su mujer, la cual dio a luz un hijo, y llamó su nombre Set.   Mt.1: 24Y despertando José del sueño, hizo como el ángel del Señor le había mandado, y recibió a su mujer. 25Pero no la conoció hasta que dio a luz a su hijo primogénito; y le puso por nombre JESÚS.

    Estos versículos nos dejan ver esta verdad mostrándonos que la intención de estos hombres de Sodoma no era conocerles como amistad, sino tener relaciones sexuales con ellos.     Recordemos que el clamor había llegado a Dios y Dios dijo: 21descenderé ahora, y veré si han consumado su obra según el clamor que ha venido hasta mí; y si no, lo sabré (Gén.18:21).

    Ante la insistencia de ellos Lot abrió la puerta y salió afuera de la casa y les dijo: 7Os ruego, hermanos míos, que no hagáis tal maldad.    En estas palabras de Lot se confirma lo dicho arriba, que la intención de estos hombres no era amistad, sino un acto vergonzoso, un acto de maldad.    ¿Qué maldad estaban apunto de hacer?    Veamos la sugerencia de Lot.    Créame que yo como padre ni soñando hubiera pensado en algo así, pero vemos cuan justo era Lot.    Él les sugirió: 8He aquí ahora yo tengo dos hijas que no han conocido varón; os las sacaré fuera, y haced de ellas como bien os pareciere; solamente que a estos varones no hagáis nada, pues que vinieron a la sombra de mi tejado.    Les está ofreciendo dos jovencitas vírgenes, dos jovencitas que no han conocido varón, que no han tenido relaciones sexuales; pero la maldad de estos hombres era tal que querían a los dos hombres.    Recordemos que ellos no saben que son ángeles, sino que son hombres como ellos.   

   Este relato nos deja ver que la condición pecaminosa de Sodoma y Gomorra verdaderamente había alcanzado proporciones fuera de control.     Todos los hombres, desde el más joven hasta el más viejo.   Aun así vemos a Dios recibiendo de Abraham la intersección por ellos y dispuesto a perdonar si encontraba la cantidad de justos que Abraham decía.    Ese es el amor de Dios por el hombre y por la mujer.   Es tal que estuvo dispuesto a dar a su único Hijo a morir como murió con el único propósito de poder salvar a los publicanos y pecadores, a toda la humanidad, (humanidad termino general) lo que significa que también los homosexuales y lesbianas estaban y están incluidos.

   Veamos algunos otros versos que nos hablan del homosexualismo.   Recordemos que no estamos tratando de hablar de los homosexuales, estamos tratando de ver qué nos dice la Biblia en cuanto a ese acto.    Dios nunca ha aborrecido al hombre, por el contrario lo ama intensamente, él aborrece el pecado, sea cual sea.

    Lv.18: 22No te echarás con varón como con mujer; es abominación.  La Biblia considera el acto de la homosexualidad como algo abominable.  Vemos que desde el Antiguo Testamento ya se habla del acto mismo.

    Lv.20: 13Si alguno se ayuntare con varón como con mujer, abominación hicieron; ambos han de ser muertos; sobre ellos será su sangre.   Tanto el uno como el otro son culpables del acto.   Estos dos versículos son en el Antiguo Testamento, veamos que nos dice el Nuevo Testamento.

        1 Cor.6: 9¿No sabéis que los injustos no heredarán el reino de Dios? No erréis; ni los fornicarios, ni los idólatras, ni los adúlteros, ni los afeminados, ni los que se echan con varones,   Debemos entender que la Biblia no usa las palabras homosexuales, lesbianas o gays.  Esas palabras son de nuestros tiempos.  También la mención es en su mayoría al hombre (hombre termino generalista) porque en la cultura de ellos la mujer ocupaba un plano más bajo. 

    En esta porción bíblica encontramos dos términos, uno de ellos ya visto por nosotros.   Me refiero al echarse con varón.   La otra frase es nueva en nuestro estudio, esta es “ni los afeminados”.  El diccionario Vox define afeminados: 1. [hombre] Que tiene gestos, ademanes y actitudes que se consideran propios de las mujeres.  2. Que tiene las características que se consideran propias de estos hombres: ademanes afeminados; modales afeminados; voz afeminada. 

    Podemos ver que la Biblia sí habla del acto mismo de la homosexualidad y lo condena, así como condena la fornicación, el adulterio, la idolatría, la hechicería, etc.    Todo pecado es pecado no importa que la sociedad lo llame bueno, ante los ojos de Dios lo que él llamó pecado hace cinco mil años, seguirá siendo pecado por siempre. 

IV)              ¿Hay esperanza para los homosexuales y lesbianas?

    Afortunadamente sí, hay esperanza para los homosexuales, las lesbianas, los afeminados, los ladrones, los adúlteros, los fornicarios, los hechiceros, etc.   Jesucristo es esa esperanza.    16Porque de tal manera amó Dios al mundo, que ha dado a su Hijo unigénito, para que todo aquel que en él cree, no se pierda, mas tenga vida eterna. 17Porque no envió Dios a su Hijo al mundo para condenar al mundo, sino para que el mundo sea salvo por él(Jn.3).    9El Señor no retarda su promesa, según algunos la tienen por tardanza, sino que es paciente para con nosotros, no queriendo que ninguno  perezca, sino que todos procedan al arrepentimiento (2 Ped.3:9).   Dios no quiere que ningún hombre se pierda, teniendo eso en mente dio a Su Hijo para que nosotros seamos salvos por él.    Pero debemos ser claros en esto, la salvación viene cuando reconocemos a Jesús como nuestro Salvador.   Veamos como nos dice la Biblia: 36El que cree en el Hijo tiene vida eterna; pero el que rehúsa creer en el Hijo no verá la vida, sino que la ira de Dios está sobre él (Jn.3:36).  

    La ciencia ha estado tratando de justificar la homosexualidad como una enfermedad o como que la persona nace asi.    Sin embargo vemos claramente que la homosexualidad es simplemente un acto de rebelión contra lo establecido por Dios.    Veamos algunos pasajes, pero los veremos en la Biblia en lenguaje sencillo para que los podamos comprender mejor. 

Ro.1: 20Por medio de lo que Dios ha creado, todos podemos conocerlo, y también podemos ver su poder. Así que esa gente no tiene excusa, 21pues saben de Dios, pero no lo respetan ni le dan las gracias. No piensan más que en puras tonterías y en hacer lo malo.  22Creen que lo saben todo, pero en realidad no saben nada. 23En vez de  adorar al único y poderoso Dios que vive para siempre, adoran a ídolos que ellos mismos se han hecho: ídolos con forma de seres humanos, mortales al fin y al cabo, o con forma de pájaros, de animales de cuatro patas y de serpientes.    Sabemos que la naturaleza misma muestra la gloria de Dios y el firmamento anuncia las obras de sus manos.    Ningún ser humano tendrá excusa delante de Dios respecto a si él existe o no, porque lo vemos claramente en la inmensidad del universo.    El problema es que el hombre siempre ha querido ser sabio en su propia opinión y por causa de eso a distorsionado todo.    ¿Cual ha sido el resultado por abandonar y darle la espalada a Dios?     Los siguientes versículos del mismo capítulo nos lo explican.    24Por eso Dios los ha dejado hacer lo que quieran, y sus malos pensamientos los han llevado a hacer con sus cuerpos cosas vergonzosas. 25En vez de adorar al Dios verdadero, adoran dioses falsos; adoran las cosas que Dios ha creado, en vez de adorar al Dios que las creó y que merece ser adorado por siempre. Amén.  26Por esa razón, Dios ha dejado que esa gente haga todo lo malo que quiera. Por ejemplo, entre ellos hay mujeres que no quieren tener relaciones sexuales con los hombres, sino con otras mujeres. 27Y también hay hombres que se comportan así, pues no volvieron a tener relaciones sexuales con sus mujeres y se dejaron dominar por sus deseos de tener relaciones con otros hombres. De este modo, hicieron cosas vergonzosas los unos con los otros, y ahora sufren en carne propia el castigo que se buscaron.

Vemos que la acción de ellos es mera rebelión contra lo establecido por Dios, y por esa causa Dios los ha dejado que den rienda suelta a sus maldades.    ¿Por qué estamos teniendo un alza tan grande en el homosexualismo?    Hay tres razones.    La primera es lo expuesto en los párrafos de arriba.    La segunda es que Cristo profetizó que cuando su venida estuviera cerca estaríamos viviendo como en los tiempos de Sodoma y Gomorra.   Y la tercera es que la primera institución creada por Dios es la familia.    Siendo que es la primera institución en el mundo, y que es creada por Dios, Satanás está tratando de romperla.     Si Satanás logra deshacer a la familia, logra deshacer a la iglesia porque la iglesia se compone de familias.    Gracias damos a Dios por Jesucristo, pues Cristo dijo que las puertas del Hades no prevalecerán contra la iglesia (Mt.16:18), dejándonos ver que mientras la iglesia esté en pie la familia estará en pie.     No importa lo que diga el mundo la institución familiar establecida por Dios prevalecerá.

   Recordemos que cuando Dios creo al hombre los creó varón y hembra.   Veamos exactamente como dice la Biblia para que podamos comprender lo que les quiero trasmitir ahora.  27Y creó Dios al hombre a su imagen, a imagen de Dios lo creó; varón y hembra los creó (Gen.1).   La imagen de Dios está reflejada en la unión del hombre con la mujer en santo matrimonio.   Lo que Satanás está tratando de hacer es distorsionar la imagen misma de Dios al unir a un hombre con otro hombre o a una mujer con otra mujer.   Es por eso que la institución familiar está siendo tan atacada.  

    Debemos también recordar que Jesús dijo que para el tiempo en que él estaría próximo a venir los tiempos estarían como los de Sodoma y  Gomorra.   Vimos también que en Sodoma y Gomorra todos los hombres, desde el más joven hasta el más viejo daban su aprobación a tal acto.    Lo tremendo de esto es que en medio de esa sociedad tan corrompida todavía había un hombre que Dios lo llamó justo.    Este hombre afligía su alma todos los días viendo y oyendo el comportamiento de estos hombres.    Siendo que Jesús dijo que los tiempos estarían en forma similar para cuando él estuviera próximo a venir, y siendo que en Sodoma y Gomorra se encontraba un justo, ese justo es representado hoy por la iglesia.  La iglesia se encuentra en medio de Sodoma y Gomorra, viendo y oyendo todo lo que está aconteciendo en esta sociedad, pero sigue clamando a Dios.    Así como Dios detuvo el juicio contra Sodoma y Gomorra hasta que los justos salieran, así Dios detendrá sus juicios hasta que la iglesia, la cual es justa en Cristo, sea sacada de esta tierra. 

    ¡Ven Señor Jesús, ven!

    Nosotros en la Congregación Hispana recibimos a todo aquel que quiere conocer la verdad, y la verdad es Cristo, y Cristo es Dios y Dios es amor (Jn.14:16; Jn.14:9; 1 Jn.4:8). Por esta válida razón recibimos con gozo a todo ser humano que este dispuesto a ser transformado por la sangre preciosa de Cristo. 

 

© Copyright SabiduriadeCristo